Mes: diciembre 2015

EL DESPIDO BOMBA DE RELOJERÍA

twittergoogle_pluspinterestlinkedin

Iberia LAE

STS de 24 de noviembre de 2015 (Sala de lo Social), recurso casación nº. 154/2015

La viñeta que os presento en esta ocasión tiene su musa en la Sentencia del Tribunal Supremo (TS) de 24 de noviembre de 2015 (Sala de lo Social), dictada en casación, recurso nº. 154/2015. En el caso concreto, la empresa “Iberia Líneas Aéreas de España, SAU Operadora” inició un período de consultas para un despido colectivo, argumentando causas económicas, organizativas y productivas, con la propuesta inicial de extinguir 1581 contratos de trabajo. Las negociaciones concluyeron 24 de julio de 2014, firmándose acuerdo con la representación mayoritaria de la parte social. Dicho acuerdo fijaba, entre otros puntos, que la fecha del cese o efectos de las extinciones acordadas “se producirá una vez efectuadas las preceptivas comunicaciones finales, y en todo caso entre el 15 de agosto de 2014 y el 31 de diciembre de 2017 (inclusive), haciendo uso la empresa de las extinciones según sus necesidades organizativas y productivas y aplicándoles las medidas laborales contenidas en el presente Acuerdo”.

Este es uno de los motivos por el que los sindicatos Comisión de trabajadores asamblearios (CTA) y CGT presentaron demanda ante la Audiencia Nacional (AN), solicitando, en concreto, la CGT que se declarara nulo o subsidiariamente no ajustada a derecho la decisión empresarial “en lo referente a las extinciones previstas para 2016 y 2017, condenando a la demandada a no llevarlas a cabo como consecuencia del despido colectivo”. La demanda fue estimada parcialmente en relación con la petición subsidiaria de CGT, declarando la AN “injustificada la decisión empresarial de prolongar la ejecución del despido colectivo más allá del 31-12-2015…”.

Contra la sentencia de instancia se interpusieron tres recursos de casación, dos de los sindicatos demandantes, y un tercero de IBERIA en el que solicitaba la anulación de la decisión judicial de limitar el período de ejecución de los despidos pactados hasta el 31 de diciembre de 2015 y se admitiera, por consiguiente, la validez del acuerdo de aplicar la decisión empresarial de forma escalonada, y según las necesidades organizativas, hasta el 31 de diciembre de 2017.

La Sentencia del TS que aquí llevo a viñeta acepta la tesis de la empresa en relación con la posibilidad de fijar, en el acuerdo alcanzado el 24 de julio de 2014, un período de tres años y medio (hasta el 31 de diciembre de 2017) para su completa ejecución. Aunque el criterio del Tribunal debe tomarse con prudencia, ya que, depende mucho de las circunstancias del caso, la imagen que para mí resume esta posibilidad de darse tanto tiempo para ejecutar los despidos es una “bomba de relojería”, que pospone la detonación a un momento posterior…

LA FUGA DE ALCATRAZ

twittergoogle_pluspinterestlinkedin

Prisión art. 50 ET_

Sentencia del Tribunal Supremo (Sala de lo Social) de 28 de octubre de 2015 (Caso ESABE VIGILANCIA)

En esta ocasión, os he dibujado la reciente Sentencia del Tribunal Supremo (Sala de lo Social) de 28 de octubre de 2015 (Caso ESABE VIGILANCIA), Recurso núm. 2621/2014. Los hechos relevantes del caso remiten a una situación en la que un trabajador había dejado de cobrar de la empresa más de 6 mensualidades de salario, además de dos pagas extras y de beneficios. El trabajador interpuso demanda de resolución de contrato y reclamación de cantidad contra la empresa y el FOGASA, dejando de prestar servicios por su propia voluntad al día siguiente de presentar la papeleta de conciliación.

La demanda fue estimada por el Juzgado de lo Social y, recurrida la Sentencia por el FOGASA, la misma fue revocada en suplicación por el Tribunal Superior de Justicia de Madrid. El trabajador presentó recurso de casación para la unificación de doctrina, que es estimado por el Tribunal Supremo (TS).

Según el criterio del TS, que utiliza por segunda vez (la primera fue en 2012), los trabajadores que interpongan demanda de extinción indemnizada de la relación laboral vía art. 50 ET no están obligados a seguir prestando servicios si ello les supone un perjuicio grave. Se confirma así el cambio de doctrina del TS, que considera que el trabajador puede legítimamente optar, una vez interpuesta la demanda de extinción por art. 50 ET, entre seguir prestando servicios durante el procedimiento hasta obtener sentencia o dejar de hacerlo.

Para mí, es como si, en esta situación de incumplimiento por la empresa de su obligación principal (pagar el salario), el hecho de seguir imponiendo al trabajador el cumplimiento de sus obligaciones y el mantenimiento del contrato de trabajo, venía a ser como una prisión para el empleado. El nuevo criterio del TS viene a ser como una oportunidad de “fuga” de esta cárcel…

FISIOTERAPIA PARA LA GARANTÍA DE INDEMNIDAD

twittergoogle_pluspinterestlinkedin

Fisioterapia_

Sentencia del Tribunal Constitucional núm. 183/2015, de 10 de septiembre de 2015 (BOE núm. 245 de 13 de octubre de 2015).

El Tribunal Constitucional analiza en esta Sentencia si vulnera o no el derecho a la garantía de indemnidad, que consagra el art. 24 CE, la decisión de la empresa de extinguir el contrato de trabajo de una empleada por causas objetivas (económicas) en las siguientes circunstancias: (i) El 6 de octubre de 2011, la empleadora (“Asociación para la ayuda al paralítico cerebral de Ciudad Real” [Aspececire] notifica a la trabajadora una modificación sustancial de condiciones de trabajo (MSCT), por causas económicas, consistente en reducir su jornada (de 7 a 2 horas diarias) y la consiguiente minoración salarial. (ii) La trabajadora presenta demanda de modificación sustancial de condiciones de trabajo el 10 de octubre del mismo año. (iii) El día 21 de noviembre las partes alcanzan un acuerdo de conciliación judicial previa, por el que se revoca la decisión empresarial. (iv) Ocho días después del acuerdo (29 noviembre 2011), la empresa notifica a la trabajadora la extinción de su contrato de trabajo al amparo del art. 52.c) ET por las mismas causas económicas que la MSCT, en aras de garantizar la sostenibilidad de la empresa y su viabilidad de futuro. (v) Previamente a la extinción, la empresa había ofrecido una solución de menor impacto (reducción de 7 a 4 horas diarias), que la trabajadora también rechazó.

Pese a que el Tribunal parte de que la trabajadora aportó indicios de que el acto extintivo podía estar fundado en el previo ejercicio de acciones judiciales, considera que los mismos son insuficientes y que la empresa ha cumplido con la CARGA DE LA PRUEBA que recaía sobre la misma. Vaya!, que la empresa “ha levantado” esa carga correctamente…

CASTIGADO!!!

twittergoogle_pluspinterestlinkedin

Hablar mal de compañera

Sentencia del Tribunal Constitucional núm. 203/2015 de 5 de octubre de 2015 (Recurso núm. 4337/2013)

El Tribunal Constitucional dicta, en esta ocasión, sentencia acerca del alcance de la libertad de expresión sindical, así como la posibilidad de trato sancionador diferenciado por parte de la empresa, en un supuesto en el que la empresa decide el despido del Presidente del Comité de Empresa y la suspensión de empleo y sueldo de otros representantes de los trabajadores. Los hechos que motivaron tales sanciones consistieron en que, tras dictarse Sentencia por un Juzgado de lo Social de Málaga que anulaba un sanción impuesta por la empresa a un trabajador, el Comité de Empresa y la sección sindical de CGT publicaron en su tablón de anuncios un comunicado, afirmando que las declaraciones de otra trabajadora que compareció como testigo por parte de la empresa eran “unos atajos sucios y actitudes de dudosa moralidad”, y distacando la dificultad de ser representante de los trabajadores “cuando incluso hasta los compañeros pueden venderte en cualquier momento”.

El TC considera que no se ha vulnerado la libertad de expresión sindical y que es posible un trato sancionador diferenciado en función de la participación en los hechos.

Me ha venido a la mente esa típica escena del colegio, con el profesor castigando a los culpables…

JUGAR AL TELÉFONO LOCO CON LA CCNCC

twittergoogle_pluspinterestlinkedin

CCNCC Air Nostrum

Sentencia del Tribunal Supremo (Sala de lo Social) de 15 de julio de 2015 (Rec. núm. 212/2013)

En esta Sentencia, el Tribunal Supremo (TS) se pronuncia sobre la relación que debe existir entre la solicitud de arbitraje a la Comisión Consultiva Nacional de Convenio Colectivos dentro de un procedimiento de inaplicación de convenios y el contenido de las propuestas formuladas durante el período de consultas. El TS resuelve que debe existir una relación de congruencia entre lo planteado durante el período de consultas y la solicitud en la que se insta la intervención de la CCNCC.

¿Habéis jugado alguna vez al teléfono loco o escacharrado o roto?. En este juego, lo gracioso es ver que el mensaje inicial no se parezca al que llega al último de los participantes. Pues bien, en este caso, el mensaje no se distorsionó lo suficiente, según el TS, por lo que no debieron de divertirse tanto…

Ramon Lacomba

 

 

 

VUELVE… A CASA VUELVE… POR NAVIDAD!!!

twittergoogle_pluspinterestlinkedin

RAMON LACOMBA

Mucha gracia no le habrá hecho a la empresa pública ADIF que el Tribunal de Justicia de la Unión Europea estime que existe sucesión de empresa en el supuesto de reversión de la actividad de transporte intermodal que, después de haber tenido subcontratado durante un tiempo con ALGEPOSA, decide asumir ADIF mismo con sus propios medios, extinguiendo la correspondiente contrata e interiorizando la prestación del servicio.

Read more